Hospital El Pilar preparado ante cualquier emergencia

Hospital El Pilar preparado ante cualquier emergencia

El compromiso del Hospital El Pilar con la seguridad de los pacientes y personal médico es fundamental, además la introducción de medidas de prevención y reducción de contagio en sus instalaciones y procedimientos fortalecen las acreditaciones internacionales obtenidas como la más reciente certificación internacional Applus+ por cumplir con el protocolo de prevención y control de infecciones durante la atención sanitaria de casos en los que se sospecha una infección por Coronavirus (Covid-19). También, cuenta con la acreditación hospitalaria internacional desarrollada por el Consejo Canadiense de la Salud, que lo certifica como uno de los más prestigiosos a nivel mundial, siendo el primero y único en Guatemala que recibe tal distinción.

El área de emergencia no ha sido la excepción para continuar con las innovaciones en beneficio de los pacientes, se ha duplicado el espacio de atención y cuenta con un concepto para la movilización y flujo del ingresado, adaptando la infraestructura a un sistema de evaluación triaje (clasificación de la gravedad y problema de salud que se presenta cuando llega a urgencias, lo que permite definir la prioridad de la atención). En cuanto al equipamiento, se tiene una sala de reanimación con lámpara cielítica, carro de paro completamente equipado y camillas de última generación.

Además, es el primer espacio médico en Guatemala que tiene un sistema de tubos neumáticos hospitalarios, los cuales reducen la logística en la entrega de medicamentos. Los pacientes de menor gravedad pasan por unas consultas de emergencia provistas de los mejores equipos, en donde el médico atiende de una forma ágil y eficaz. Los ingresados que revistan mayor gravedad se trasladan a unos cubículos en donde se tiene un cuarto de reanimación a la vanguardia de los estándares internacionales. Hay una sala de espera renovada, con mobiliario confortable y un ambiente que ayude a reducir el estrés de pacientes y familiares.

Aunado a ello, “en la emergencia se tiene un área especial, separada de los otros ambientes, para atender a toda persona con problema infeccioso de la vía respiratoria, con la intención de concentrar este tipo de patología en un solo lugar. En esta área aislada, el personal médico y paramédico, toma todas las medidas de precaución necesarias para la evaluación de los pacientes. Dado que las emergencias convencionales se continúan presentando, los que muestran otro tipo de problemas se atienden sin ninguna restricción en espacios seguros para ellos”. menciona Federico Ranero, director médico

Así mismo, los pacientes ambulatorios que necesitan estudios de laboratorio, radiología, tratamientos especiales como radioterapia, quimioterapia y otros, pueden acudir sin ningún problema al hospital. De la misma manera la Unidad Materno Infantil continúa prestando sus servicios normalmente atendiendo a las madres y a los recién nacidos en un espacio totalmente resguardado.

Es de vital importancia la salud preventiva en la población, por lo que las personas deben continuar realizando sus chequeos habituales. Además, es considerable recalcar que Hospital El Pilar cubre el costo de la prueba PCR en cirugías y partos programados y cuenta con un personal profesional de primer nivel, tecnología de punta para atender y velar por los pacientes y su familia de forma segura e ininterrumpida.

Hospital El Pilar, con más de 50 años de experiencia en el sector, tiene como objetivo prestar servicios de salud personalizados que permitan dar bienestar y la mejor atención profesional a los pacientes. Para cumplir con este propósito, se fomenta el desarrollo profesional de su personal, que es su principal activo, quienes realizan sus actividades diariamente enfocadas a una cultura de calidad y servicio. Contamos con personal altamente capacitado y calificado, con un staff alrededor de 600 médicos especialistas, lo último en tecnología avanzada y capacidad para 130 encamamientos. Con habitaciones privadas. Garantizando a cada paciente, de manera oportuna, la atención específicamente indicada de acuerdo con su enfermedad, su medio familiar y con los avances de la medicina, para obtener la máxima satisfacción tanto del paciente como de todas las personas y entidades que participan en el proceso de atención.   

Artículos relacionados:

Salir de la versión móvil