Comprendiendo detalladamente, cómo se desintoxica nuestro organismo

por Licda. Flor Zamora

En ediciones anteriores hablamos del por qué debemos desintoxicar nuestro organismo, es por ello que en el presente artículo realizaremos una descripción de las principales funciones de los órganos por medio de los cuales, nuestro cuerpo se desintoxica, de esta manera comprenderemos detalladamente la importancia de un estilo de vida saludable, con el cual regalamos bienestar a nuestro cuerpo.

Antes de iniciar debemos comprender dos conceptos básicos:

  • Detoxificación: activar los órganos para eliminar las toxinas que se encuentran dentro de ellos.
  • Drenaje: función que transporta las toxinas a través del sistema linfático hasta el torrente sanguíneo, para ser eliminadas del cuerpo.

Riñones

Iniciamos con los riñones ya que a través de ellos, pasa durante todo el día la sangre del cuerpo, al menos 100 veces y ellos van separando a manera de filtro los residuos e impurezas que hemos ido acumulando, así la sangre sale de los riñones limpia, para seguir vitalizando al cuerpo. La secreción de los riñones es la orina y es la forma por la cual se eliminan gran parte de las toxinas, ciertas sustancias químicas y metales pesados que penetran el organismo.

Los riñones son responsables de:

  • regular el volumen de fluidos corporales, composición mineral y acidez,
  • regular la excreción, absorción de agua y electrolitos.

En la producción diaria de orina los riñones excretan directamente toxinas hidrosolubles que, en su mayor parte, son productos de desecho del organismo, aunque un adulto produce regularmente 150 litros de orina primaria, solo un 1% de este volumen (1,5 litros) es excretado como orina final llena de sustancias no deseadas, sobre todo toxinas, el resto es reabsorbido y reciclado, para mantener en armonía el equilibrio mineral y electrolítico.

Hígado

Continuamos con el Hígado es el principal órgano de detoxificación del ser humano, pues toda sustancia que es absorbida por el intestino, pasa primero por el filtro del hígado para luego desembocar en la circulación sanguínea. También se centra en la síntesis de proteínas y el colesterol, en la regulación del metabolismo y en limpiar la sangre de sustancias tóxicas.

En el hígado se transforman las toxinas liposolubles en hidrosolubles para ser excretadas por los riñones, a través de la orina.

Si nuestro hígado no está funcionando correctamente, nuestra salud general estará perjudicada. Cuando el hígado se encuentra dañado, podemos padecer de: mal aliento, dolores de cabeza, cansancio, malas digestiones, estado de ánimo cambiante, estrés, sistema inmunológico debilitado y metabolismo lento.

El hígado es uno de los órganos vitales y por ello debemos prestar atención a su cuidado.

Colon

Seguimos con el colon, el cual es la planta de desechos principal del cuerpo, ya que el organismo tiene la propiedad de autolimpiarse, es por ello que el colon se convierte en un órgano de eliminación cuando se necesita expulsar materias tóxicas. Entre las herramientas que el cuerpo utiliza para eliminar toxinas por medio del colon están los vómitos y diarreas.

Cabe mencionar que la principal forma de intoxicación en el colon es el estreñimiento, el cual no es solo obstrucción del colon, si no también una obstrucción de todos los órganos internos.

Cuando el colon está limpio y funciona a perfección, todos los órganos trabajan mutuamente para limpiar el cuerpo. Si el colon está tapado u obstruido, los demás órganos se llenan de toxinas y pueden dejar de funcionar.

Piel

Otro órgano de desintoxicación es la piel, esta es la primera barrera de protección del organismo y no debemos olvidar las capacidades de drenaje (excreción) y detoxificación de este tejido, la piel es muy eficaz cuando se trata de programas de detoxificación más avanzados y complejos. A menudo vemos que las personas fuertemente intoxicadas, en una terapia de desintoxicación, reaccionan a nivel de la piel con un brote o erupción, sudoración nocturna, mal olor, etc.

Sistema Linfático

Ahora describiremos al sistema linfático, este es un sistema paralelo al sistema venoso, transporta el líquido fuera del espacio intersticial, pasándolo a través de al menos un ganglio linfático, antes de desembocar en el sistema venoso, la linfa que es un líquido amarillo, contiene muchos productos de desecho y toxinas, parte de las cuales serán ya filtrados a nivel de los ganglios linfáticos, para luego ser eliminados como productos de desecho.

La descripción anterior de cada órgano, nos ayuda a comprender que:

La acumulación de toxinas en la célula, adipositos y terminaciones nerviosas, sin ser tratadas a tiempo, pueden ocasionar enfermedades crónicas degenerativas, ya que, desde el punto de vista de la homotoxicología, las enfermedades son resultado de una reacción del cuerpo humano a una carga de toxinas, bloqueando así órganos específicos, tanto interna, como externamente, generando de esta manera reacciones metabólicas que finalmente ponen en peligro la función celular y la calidad de vida.

La conjunción de las funciones de los principales órganos de limpieza de nuestro cuerpo, da por resultado la desintoxicación y nos lleva a un balance positivo del estilo de vida. El trabajo del ser humano es mantener el bienestar y equilibrio en su organismo, para que los órganos lleven al máximo sus funciones, las recomendaciones son:

  • realizar 5 tiempos de comida,
  • realizar comidas balanceadas y adecuadas en cantidad y calidad,
  • incluir a diario frutas y verduras,
  • consumir 8 vasos de agua pura al día,
  • evitar la comida rápida, frituras, exceso de azúcar y toda la bollería refinada,
  • practicar actividad física, por lo menos 3 veces en la semana.

Las personas que gozan de buena salud y poseen estilos de vida saludable, mantienen en óptimas condiciones los órganos y por ende las funciones de los mismos y el cuerpo realiza el ciclo de desintoxicación a plenitud, por otro lado, las personas con problemas de salud debido a enfermedades, sobrepeso, obesidad, malos hábitos entre otros, necesitan un soporte adicional con el cual logren el fortalecimiento de los principales órganos de excreción del cuerpo, con el objetivo de eliminar las toxinas que están interfiriendo en el balance de su organismo.

En la actualidad resultados positivos los encontramos al utilizar medicamentos homeopáticos y medicina alternativa, en un enlace directo con buenos hábitos de alimentación.

Somos lo que comemos, cuidemos nuestros órganos y salvemos nuestro cuerpo.

Suscríbete a nuestro boletín de noticias, así recibirás nuevos artículos y más información exclusiva para los amigos de Relevancia Médica.¡Mantengámonos actualizados!

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR